Napolés: reunión de estudio entre Tierra Santa y Europa

El monasterio de Santa Clara en Nápoles acogió las jornadas de investigación sobre el tema “La Custodia de Tierra Santa y Europa en los siglos XVI-XV”, promovidas por la Sociedad Internacional Franciscana

En el espléndido contexto arquitectónico del monasterio de Santa Clara de Nápoles se celebró, del 19 al 20 de julio, el encuentro de investigación La Custodia de Tierra Santa y Europa en los siglos XVI-XV, promovido por la Sociedad internacional y el centro interuniversitario de Estudios Franciscanos (Asís), como conclusión del seminario residencial de formación en Historia religiosa y Estudios Franciscanos (Asís, 7-18 de julio).  La iniciativa fuerespaldada por la provincia napolitana OFM, la Comisaría general de Tierra Santa, la Universidad de Campania, y la Escuela Superior de Estudios medievales y franciscanos de la Universidad Pontificia Antonianum (Roma).

La ocasión fue inspirada por el centenario (2019) del encuentro entre fray Francisco de Asís y el sultán de Egipto en Damieta. Sin embargo, la atención se centró en la presencia de frailes menores en Tierra Santa tras la caída de San Juan de Acre (1291), que puso fin a la época cruzada y a la presencia de los latinos en Palestina.  Después de algunos intentos fallidos, la renovada presencia de los frailes menores en los lugares santos fue muy deseada y apoyada por Roberto de Anjou, rey de Nápoles, y por su mujer Sancha, que ampararon la iniciativa del fraile menor de Aquitania, Roger Guerín ante los soberanos mamelucos (1333), a la que siguió en 1342 la confirmación de Clemente VI. La iniciativa diplomática y el compromiso económico aseguraron la presencia de los frailes menores en los principales lugares santos: ante todo el Santo Sepulcro, el Cenáculo sobre el Monte Sion, el valle de Josafat y Belén.

Los conferenciantes que participaron en las jornadas de investigación estudiaron la presencia de los frailes menores en Tierra Santa basándose en la documentación papal y la legislación minorítica del archivo de la Custodia. También se prestó especial atención a valorar la actitud de los mamelucos, entre la teoría y la praxis, hacia los frailes menores y los peregrinos, a quienes los religiosos procuraban asistencia logística y espiritual.  Las conclusiones del encuentro fueron expuestas por Franco Cardini.